Escenarios de la guerra salvadoreña

La arquitectura cobra un mayor significado a lo largo de la historia. Casas, edificios, espacios públicos abiertos e incluso interiores van cobrando relevancia en la vida, en la medida en que se convierten en el escenario de hechos históricos. Estos son algunos de los escenarios de la guerra civil salvadoreña.

Marzo 2, 1980. Capilla del hospital Divina Providencia

Localizada en la colonia Miramonte, esta fue el escenario donde murió el santo Óscar Romero. Oficiaba la misa de primer aniversario de muerte de doña Sara Meardi de Pinto. Aproximadamente a las 6:25 p.m. un vehículo rojo, Volkswagen Passat, se detuvo frente a la capilla y, desde él, un francotirador disparó contra Romero desde una distancia de unos 31.10 metros. La muerte fue instantánea. Pese a las múltiples investigaciones realizadas, hasta la fecha no hay una reparación oficial de este hecho, junto a otros asesinatos previos que se habían efectuado contra varios líderes eclesiásticos.

Marzo 30, 1980. El Palacio Nacional y la plaza Barrios

El centro de San Salvador, fue escenario para una multitud que asistía al funeral de Óscar Romero. Se dice que eran 50,000. Edificios aledaños como el Colon, el antiguo Dueñas, el mismo Palacio, entre otros, fueron estratégicos para que los francotiradores comenzaran a disparar sobre la Plaza y su multitud.

Una gran parte de la gente corrió a refugiarse dentro de la Catedral Metropolitana, llegando a topar su capacidad de manera que tuvieron que cerrar las puertas para evitar que se aplastaron unos a otros. Terminó con la fatal matanza de 35 personas. Durante aproximadamente 3 horas permanecieron dentro, encerrados y encerradas, costaba respirar. Salieron con las manos arriba tal cual delincuentes. Este hecho marcó el inicio de la guerra civil salvadoreña.

Octubre 15, 1984. Iglesia de La Palma

Chalatenango fue el escenario seleccionado para iniciar un proceso de paz, era el primer acercamiento entre las partes en conflicto. De esta reunión, se extrajo el «Comunicado Conjunto de la palma»; el presidente, Napoleón Duarte representó al gobierno, Guillermo Ungo a la Guerrilla; ambos con sus propias delegaciones, y el moderador fue el arzobispo de San Salvador, Arturo Rivera y Damas.

La declaración fue escueta y vaga, sin acuerdos firmes y con el único logro de constituirse en un acercamiento político que permitió otros diálogos posteriores. La Palma es identificada hoy como «cuna de la paz».

Junio 19, 1985. El restaurante Mediterraneé

La Zona Rosa, un área urbana que desde los 70 se perfilaba hacia el uso turístico, era el escenario para la diversión nocturna de 4 marinos estadounidenses, quienes trabajaban para la seguridad de su embajada en El Salvador. Estaban desarmados. Junto al Meditarraneé estaban Chilis, Flash Back, L’Altillo y La vie en rose; en ellos, habían jóvenes que departían esa noche de miércoles.

A eso de las 8:45 pm, llegaron en 2 vehículos de donde 8 sujetos bajaron con camisa camuflada, gorras y pantalones de distinto color. Al estar frente a la acera comenzar a disparar ráfagas contra los marinos que cayeron inmediatamente, las ráfagas alcanzaron a otros clientes en los demás establecimientos, en la escena habían cuerpos en la acera, mesas en desorden, vidrios, vasos y envases rotos. Fueron 13 los asesinados, incluyendo a uno de los responsables.

Noviembre, 1989. Torre Democracia

La ciudad de San Salvador fue el escenario de la conocida «Ofensiva Hasta el Tope» fue un ataque brutal al interior de la capital, se habla de la muerte de 3,650 entre militares y guerrilleros, a los cuales se le suman las víctimas civiles, entre hombres, mujeres y niños inocentes. En ese año se había inaugurado la Torre Democracia, que era un edificio que albergaría oficinas del Gobierno. Era el edificio más alto del País, con 75 metros de altura era un claro símbolo de poder que la Guerrilla utilizó para doblegar el brazo del Estado, al atacarla en varias ocasiones y despojarla de su envolvente de vidrio.

La Torre nunca fue habitada y cayó en desuso, fue hasta 1988 que el Banco Cuscatlán la adquirió y reparó. Hoy, este edificio ya no es el más alto.

Enero 16, 1992. Catedral de San Salvador

Los Acuerdos de Paz se estaban firmando en el Castillo de Chapultepec. En aquel escenario en donde inició esta guerra, una multitud se congregó nuevamente en la plaza Barrios. La fachada de la Catedral Metropolitana estaba cubierta de grandes pancartas rojas, era posible que muchas personas pudieran expresar su postura política diferente, sin temor a ser asesinados, era un escenario sin precedentes en El Salvador.

Este hecho marcó el fin de la guerra civil salvadoreña y dio paso a las libertades de las que hoy gozamos, libertades que costaron aproximadamente 75,000 personas asesinadas y un sinfín de secuelas físicas y psicológicas en muchos de los que formamos esta sociedad.

Fotografía de Francisco Campos, publicada por EDH (1992)

Enlaces externos:

Esta entrada fue escrita para la Escuela de Arquitectura UJMD, como contenido para microblogging en su cuenta de Twitter.

— Posted on enero 14, 2021 at 12:00 am by

Tags: ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

© 2021 ESTUDIO VIDA. Todos los derechos reservados.